Nariz tapada
¿Qué es la obstrucción nasal crónica?
La obstrucción nasal crónica en la mayoría de los casos está causada por un crecimiento anormal de los cornetes nasales inferiores, los cuales son unas pequeñas estructuras óseas cubiertas de tejido cavernoso, que se encuentran en el interior de la nariz y que actúan como si fueran unos pequeños radiadores. En condiciones normales depuran y calientan el aire frío que entra por la nariz durante la respiración, pero en situaciones concretas, como: rinitis, alergias, tóxicos, tabaco, etc… pueden inflamarse de forma crónica provocando una importante obstrucción nasal.
¿La obstrucción nasal crónica puede perjudicar su salud?
La obstrucción nasal crónica obliga al paciente a respirar a través de la boca, provocando por ejemplo un bajo rendimiento en la práctica de deportes, frecuentes dolores de cabeza y, lo que es mucho más grave para la salud, importantes trastornos durante el sueño, como el ronquido, que además de ser un problema de tipo estético y social, se considera uno de los síntomas más claros causante del Síndrome de Apnea Obstructiva del Sueño.

Es un importante trastorno, ya que el paciente puede detener su respiración entre 9 y 90 segundos varias veces a lo largo de la noche, lo cual puede provocar graves consecuencias a nivel pulmonar, a nivel neurológico con: dolor de cabeza, falta d e concentración, pérdida de memoria y somnolencia diurna; a nivel cardiaco con: hipertensión arterial; e incluso impotencia sexual.

Todo esto puede determinar afectando a la calidad de vida y provocar una importante disminución del rendimiento tanto a nivel personal como profesional.
¿Qué tipo de pacientes pueden padecer esta patología?
  • Hombres
  • Mujeres
  • Jóvenes y adultos
  • …………. Y también los NIÑOS.
¿Se puede acabar con el problema de la obstrucción nasal?
El PROCEDIMIENTO POR RADIOFRECUENCIA INDUCIDA es una manera segura, rápida y eficaz de eliminar la obstrucción nasal crónica debida a la hipertrofia de los cornetes inferiores.

Este procedimiento se realiza con sedación, dura menos de 30 minutos, tras los cuales el paciente podrá realizar una actividad normal en un breve espacio de tiempo.
¿En que consiste el procedimiento por Radiofrecuencia Inducida?
Es una técnica que consiste en aplicar calor (70-75ºC) a una frecuencia muy alta, por debajo de la capa superficial del cornete inferior, reduciendo el tamaño de los tejidos hipertrofiados.

Una vez transcurridas entre 4 y 8 semanas, se formarán en la zona tratada unas pequeñas costras de cicatrización que caerán de manera natural, reduciéndose así el tamaño del cornete que recuperará su estado normal.

Los resultados se aprecian desde el primer momento, al restaurarse el flujo normal de aire a través de la nariz.
¿ Es usted un candidato ideal para este procedimiento?
Si usted padece con frecuencia los síntomas de nariz tapada, dolores de cabeza, alteraciones del sueño, cansancio físico, etc… el procedimiento por Radiofrecuencia Inducida, puede ser la solución ideal para su problema.

El otorrino estudiará su situación particular y tras un examen minucioso será quien determine si es usted un candidato ideal para esta técnica.
¿Qué resultados puede esperar de este procedimiento?
En la mayoría de los casos, la Radiofrecuencia Inducida garantiza una alivio importante de la incómoda obstrucción nasal, sin el dolor asociado a las cirugías tradicionales y a las realizadas por láser.

La ausencia de hemorragia permite que el paciente regrese a su domicilio sin el molesto taponamiento de otras técnicas, de manera que el paciente se puede incorporar a su vida normal en apenas unas horas.
diseño y desarrollo: webdreams